Skip to main content

¿Qué son las Constelaciones Familiares?

Constelaciones familiares o sistémicas es una forma de terapia emocional y un proceso grupal que permite descubrir las dinámicas subyacentes u ocultas presentes en la familia, ya sea la presente o de origen. Se trata de un método que nos permite identificar los conflictos familiares, tanto en la familia de origen como en la presente, y cambiar el sufrimiento u otros problemas presentes en diferentes generaciones de la familia. Hellinger observó que muchos de nosotros inconscientemente “asumimos” patrones familiares destructivos de ansiedad, depresión, ira, culpa, soledad, 
alcoholismo e incluso enfermedades como una forma de “pertenecer” a nuestras familias.
¿Cómo es una sesión de constelaciones familiares?
La terapia se suele llevar a cabo en una o dos sesiones con un grupo de personas o individual. En un taller grupal, el cliente elige otros participantes para representar a las personas involucradas en su problema. Los participantes se turnan para representar a las personas involucradas en los problemas de los demás. Algunos conflictos más profundos pueden requerir más sesiones. Si es individual es exactamente igual pero esta vez el individuo selecciona TODAS las figuras.
Aunque una constelación familiar parece similar a un proyecto a través del psicodrama, no lo es ya que no selecciona eventos particulares en la vida del cliente para reproducirlos, se trata de poner de manifiesto las dinámicas familiares sin ningún sentido de drama y con poca o casi ninguna información sobre el tema o las vidas de las personas afectadas. La persona con el problema no participa en la representación para poder observar el proceso desde fuera y así verlo desde otra perspectiva y pudiendo plantearse otras soluciones alternativas.

¿Las constelaciones familiares son peligrosas?

NO al contrario, realizar una constelación familiar tiene algunos beneficios en comparación con otros métodos tradicionales. Una constelación familiar es un proceso experiencial breve y profundo que permite que se produzcan cambios internos para que el cambio externo pueda tener lugar, para ello la persona tiene que estar realmente lista para el cambio. Por esto, la preparación es muy importante y permite un espacio para:
  • Contemplar nuevas perspectivas del problema
  • La aceptación: que requiere madurez, compasión y dejar las heridas del pasado a un lado. La aceptación de lo que no podemos cambiar es el objetivo.
  • La gratitud por lo que tenemos
  • Al amor por uno mismo y los demás: para aceptarnos a nosotros mismos debemos aceptar de dónde y de quién venimos. Esto puede implicar la resolución de asuntos pendientes de nuestras experiencias anteriores y la liberación de traumas familiares y sistémicos
  • Es un proceso muy rápido. Algunas personas resuelven sus problemas en una o algunas sesiones
  • No se necesita que las personas implicadas en el problema estén presentes
  • No se necesita saber qué sucedió, es decir, no se necesita conocer el problema solo algunos hechos al descubierto
  • La resolución o el cambio suele afectar o modular a las otras personas implicadas en el problema de manera positiva.
Esta terapia se basa en que las relaciones son quizás el aspecto más importante de la experiencia humana ya que somos de naturaleza individual y, pero intrínsecamente sociales. Necesitamos tiempo solos y también tenemos una necesidad innata de pertenecer a un grupo diferenciado, al principio éramos tribus y a medida que hemos evolucionado familias extensas. Un sentido de pertenencia saludable nos proporciona calidez, satisfacción y tranquilidad.

Temas tratados por las constelaciones familiares

La terapia de constelaciones familiares se considera adecuada para abordar las preocupaciones que tienen naturaleza sistémica. Estas preocupaciones pueden incluir problemas de la familia de origen, dificultades en la relación padre-hijo y en la relación íntima de pareja.
Se puede utilizar como un método de terapia potencial para personas que:
  • Están buscando ayuda para abordar patrones de relación negativos o dañinos
  • Quieren solucionar sus conflictos de relación de pareja
  • Están intentando resolver problemas familiares
  • Han experimentado traumas o pérdidas importantes
  • Quieren alcanzar el éxito personal y profesional
Extraído de psicología on-line

Comments

Popular posts from this blog

¿Qué es el Análisis Transaccional?

El análisis transaccional es una teoría humanista de la personalidad, las relaciones humanas y la comunicación  que se aplica en psicoterapia, crecimiento personal, educación e incluso el ámbito de las organizaciones. Inicialmente, era una forma de psicoterapia fundada entre los años 50 y 60 por el médico y psiquiatra  Eric Berne , un pensador innovador y creativo que unió ideas de otras corrientes (psicoanalítica, cognitiva-conductual, fenomenológica, etc.), pero este cuerpo teórico y práctico sigue vigente en la actualidad y se aplica en multitud de contextos.  Quién fue Eric Berne? Eric Leonard Bernstein, más conocido como Eric Berne, es el padre del Análisis Transaccional. Nació en Canadá en 1910 y falleció en 1970. Era hijo de un médico polaco que murió de tuberculosis cuando Eric era solo un niño. Berne decidió seguir el camino de su padre y, tras doctorarse en Medicina en 1935, en 1936 comenzó su carrera como psiquiatra en la Clínica Psiquiátrica de la Escuela de Medicina

¿Qué es Autismo?

El autismo, o trastorno del espectro autista (TEA), se refiere a una amplia gama de afecciones caracterizadas por desafíos con habilidades sociales, comportamientos repetitivos, habla y comunicación no verbal. Según los Centros para el Control de Enfermedades, el autismo afecta a aproximadamente 1 de cada 59 niños en los Estados Unidos hoy en día. Sabemos que no hay un tipo de autismo sino muchos subtipos, la mayoría son influenciados por una combinación de factores genéticos y ambientales. Debido a que el autismo es un trastorno del espectro, cada persona con autismo tiene un conjunto distinto de fortalezas y desafíos. Las formas en las cuales personas con autismo aprenden, piensan y resuelven problemas pueden variar desde personas con un alto funcionamiento hasta personas con dificultades graves. Algunas personas con TEA pueden requerir un apoyo significativo en su vida diaria, mientras que otras pueden necesitar menos apoyo y, en algunos casos, vivir de forma totalmente indepe